Por: Carlos Alexis Rivera.

Venezuela.- El torero mexicano Mario Mora quien hacia su primera presentación en Venezuela, en el marco de la Feria de La Consolación en Táriba, acartelado con su paisano Rodrigo Cepeda “El Breco” y los venezolanos Alexander Guillén y Yonathan Ortega,  no contó con la materia prima necesaria para s lucimiento.

El diestro “manito” por ser el más  antiguo fue quien partió plaza recibiendo a un ejemplar de la ganadería de Laguna Blanca, de nombre “Guerrero”, herrado al fuego en sus lomos con el número 29 y que pesó en la romana de la plaza 421 kilos, un negro listón que fue al encuentro del saludo capotero de Mario Mora con alguna alegría.

La embestida de “Guerrero” por momentos incierta no permitió mayores filigranas por parte del torero azteca, recibiendo un achuchón en una de sus piernas, pero que no fue impedimento para que ejecutara una certera suerte suprema y a pesar de las dificultades recibiera los aplausos de la afición en reconocimiento a su labor y empeño taurino ante tan indescifrable ejemplar.

Artículo anteriorLa espada le arranca el triunfo  a Rodrigo “El Breco”  en Táriba
Artículo siguientePágina web del ayuntamiento de Texcoco abre ventanas para atención ciudadana y quejas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí