El día del accidente la Doctora Violeta salió del municipio de Teotihuacán donde vivía con sus padres, hacia el municipio de Tepetlixpa en la región de los volcanes para coordinar la inmunización de los adultos mayores. Pero cuando circulaba la avenida Circuito Exterior Mexiquense a la altura del municipio de Ixtapaluca, a pocos metros de pagar su salida fue cuando ocurrió el accidente que le quitó la vida.
  • «Los peritos determinaron que el conductor del tráiler de la Empresa Pollos San Antonio fue el responsable y huyó»

Teotihuacán, México. – Familiares de Violeta Portillo, la doctora que brindaba sus servicios en el hospital general de Axapusco y perdió la vida en un accidente automovilístico el pasado 9 de marzo en el Circuito Exterior Mexiquense, exigieron a las autoridades agilizar las investigaciones y dar con el paradero del conductor que provocó el accidente.

De acuerdo con el reporte de los peritos el conductor de la empresa Pollos San Antonio se fugó sin auxiliar a su víctima que viajaba en la camioneta Jeep blanca, ni a los ocupantes de los otros dos vehículos involucrados.

Se presume que los vehículos involucrados esperaban su turno para el pago de peaje, instante en que el tráiler embistió violentamente el vehículo de la doctora y la prensó con el tracto camión que se encontraba de frente.

Los primeros respondientes del accidente detuvieron en el lugar a los conductores del tracto camión y el pointer, pero el chofer del tráiler logró escapar, no sin antes sustraer los documentos del vehículo en que viajaba dificultando así su identificación.

“La autoridad ministerial les decreto libertad a los detenidos, ya que peritos determinaron que el responsable del accidente fue el conductor del tráiler de la Empresa Pollos San Antonio, la que por cierto no se ha presentado para asumir su responsabilidad, por eso pedimos a la autoridad ministerial que agilice las investigaciones para que la empresa revele el nombre de su trabajador y de su paradero, y asuma los daños materiales y morales», aseguró la señora Portillo

Robo de pertenencias de Violeta

La familia también acusó que, debido a la sustracción de las pertenencias de Violeta, se retrasó el dar con su paradero, ya que la familia la localizó dos días después del accidente en el anfiteatro del Ministerio Público de Ixtapaluca, en calidad de desconocida; sin embargo, se le halló una credencial que la acreditaba como doctora adscrita al Hospital Regional de Axapusco.

«Esto denota la nula investigación y coordinación entre las áreas de la Fiscalía y la búsqueda de los familiares de las víctimas, mi hija siempre portaba identificaciones, y mantenía comunicación con su familia, pero la rapiña que realizaron los servicios de emergencia, respondientes o servicios de grúa, provoca que las personas no sean identificadas y por eso muchas terminan en fosas comunes», agregó.

Se dirigía a aplicar vacunas COVID-19

Violeta había sido comisionada por la Dirección de Bienestar Social para Personas Adultas Mayores del Consejo Estatal de la Mujer y Bienestar Social (CEMyBS) del Gobierno del Estado de México, donde laboraba para acudir a la campaña de vacunación que se realizó en la región de los volcanes, “lo hacía con gusto, amaba lo que hacía”, aseguró su madre, pues siempre mostró vocación por apoyar a las personas de su entorno.

Sobre todo, a los adultos mayores del municipio donde vivía, incluso era conocida por mucha gente por su dedicación y amor a la profesión que eligió.

«Ella era muy solidaria, estamos destrozados, no hay palabras para describir el dolor que tenemos, solo pedimos justicia, que el conductor sea detenido y responsabilizado junto con la empresa por los daños materiales y morales causados, y se evite que más víctimas sean objeto de accidentes como este».

El día del accidente la Doctora Violeta salió del municipio de Teotihuacán donde vivía con sus padres, hacia el municipio de Tepetlixpa en la región de los volcanes para coordinar la inmunización de los adultos mayores. Pero cuando circulaba la avenida Circuito Exterior Mexiquense a la altura del municipio de Ixtapaluca, a pocos metros de pagar su salida fue cuando ocurrió el accidente que le quitó la vida.

La familia también señaló que la empresa con quién mantenía un contrato, no ha mostrado empatía ni una postura respecto al fallecimiento de la servidora de la salud.

«No nos han dado la cara para asumir el riesgo de trabajo del que fue objeto, e inquieta mucho saber que constantemente esta empresa cambiaba de razón social, liquidando a sus empleados de manera recurrente, y es extraño que la Secretaria de Salud del Gobierno del Estado de México contrate los servicios de estas empresas denominadas «outsourcing» y que tampoco exista una muestra de solidaridad del Gobernador», finalizó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here