Inicio Estado de México La Batalla de Otumba del 7 de julio de 1520

La Batalla de Otumba del 7 de julio de 1520

1016
0
Por: J. Carlos Fuentes V.
Colaborador de Agencia de Noticias NVM 

 

 

Conocido o no por la gran mayoría de los Otumbenses, o por otros pueblos y ciudades que se vieron envueltos en los acontecimientos a la llegada  de los invasores españoles en el año de 1519,  en el municipio de Otumba, Edo de México,  se lleva a cabo cada  7 de Julio, una celebración denominada “La Batalla de Otumba de 1520”, en donde se da una reseña de los hechos acontecidos a partir de la denominada “ Noche Triste de Hernán Cortes “ en tierras mexicas…su recorrido y el porqué de la huida, hasta llegar  a la altura de AZTAQUEMECAN, hoy población de Santo Domingo perteneciente al municipio de Axapusco Edo de México.

Este día,  se lleva a cabo un acto cívico, recital de Danza Prehispánica en el “Monumento a los Guerreros Caídos”  el cual ha sido cuidado y resguardado por los vecinos de la Colonia La Estación, quienes ofrecen este día  la comida a todos los asistentes, más tarde  se lleva a cabo  el guion coreográfico en la explanada central por  la compañía de danza Mitos, a las 23:00 hrs. tradicional velada a los guerreros caídos con Insignias Aztecas; finalizando las actividades de conmemoración,  el día 8 de julio a las 12:00 hrs. con un recital de danzas en la explanada. ( con más de 100 danzantes ).

Sin embargo, y a pesar de tantos  esfuerzos por algunos  investigadores, no se ha podido concretar  algunos indicios que marquen la importancia de tan significativo  encuentro,  como para ser declarado un día  cívico, como lo es  la Batalla de Puebla del 5 de Mayo de 1862 no se  habla de tres grandes guerreros mexicas que  causaron pavor a los españoles: Tzoyectzin, Temoctzin y Tzilacatzin, tal vez como un olvido de nuestra memoria indígena que no quiere renacer de su glorioso pasado ……

DATOS QUE DAN TESTIMONIO DEL HECHO DE ESTA BATALLA (diversos autores)

“Tras La Noche Triste del 30 de junio de 1520 en la que Hernán Cortés perdió más de la mitad de sus hombres teniendo que huir de la ciudad de Tenochtitlán de camino hacia territorio tlaxcalteca (aliados), 14 días más tarde (algunos escritores dan como fecha  el día 14, otros el 8 y algunos más el día 7 de julio de 1520) fueron rodeados por un gran contingente de guerreros mexicas, tepanecas, xochimilcos y otros poblados mesoamericanos en los llanos de Otompan (Otumba).

……..Quizá el factor que explica el que 400 españoles y quince caballos avanzaran sin ser avasallados en el trayecto a una ciudad como México-Tenochtitlán, sea la confusión y el resentimiento. Los presagios funestos que desde años antes habían estado dándose en Tenochtitlán, sumados a la antigua creencia de que el dios bueno Quetzalcóatl volvería, crearon la idea de que los recién llegados eran dioses. Lo anterior, más el fundamental apoyo de los tlaxcaltecas, que aliados a Cortés, vengaban su sometimiento a los mexicas, valieron la derrota de estos últimos.

Los españoles llegaron a Tenochtitlán y escondieron sus verdaderas intenciones hasta que, como se relata en el Códice Ramírez o el Códice Aubin, en la matanza del Templo Mayor se dio la traición durante la fiesta de Tóxcatl por órdenes de Pedro de Alvarado, mientras Hernán Cortés había salido de la ciudad.

En inferioridad numérica, cansados y desmotivados hasta la saciedad, Cortés reunió a su grupo más selecto formado por Pedro de Alvarado, Gonzalo de Sandoval, Olid, Salamanca y Alonso de Ávila. Les convenció de que la única forma de ganar esta batalla era matando primero a los supuestos líderes aztecas. De hecho, mientras Cortés animaba a sus soldados y les daba instrucciones, vio a lo lejos a Ciuacóatl, el caudillo y portaestandarte de los méxicas, distinguido en la batalla por ser el más alto y adornado de los guerreros aztecas, y sin pensarlo dos veces, los cinco jinetes españoles realizaron la modesta pero importantísima carga de caballería al grito de Santiago! Así al menos se cuenta en la mayoría de fuentes. Todo esto, como todo en la vida, puede ser mentira, estar manipulado o haber sido escrito por los vencedores………”